Entorno Natural de Galera

Galera está rodeada de parques naturales (Sierra de Castril, Cazorla y María-Los Vélez) y de singulares formaciones rocosas como paleosigmitas, humedales catalogados por la Junta de Andalucía como el Barranco del Agua, imponentes superficies de badlands, barrancos y terrenos quebrados, el río o un nacimiento de aguas sulfhídricas que moldean su inmenso patrimonio natural, creando paisajes inéditos plagados de restos fósiles y vestigios del pasado.

 

geoparque granada

 

Es por ello que forma parte como emplazamiento esencial del proyecto del Geoparque de Granada, una iniciativa de desarrollo basada en el valor excepcional del patrimonio geológico y los recursos culturales y naturales de la zona cuyo objetivo es el de ser declarado Geoparque Mundial de la UNESCO. La propuesta, con una extensión de 1.410 km2, incluye más 70 lugares de interés geológico, algunos de ellos de relevancia internacional dentro de las comarcas de Guadix, Baza, Montes y Huéscar, en la que nos encontramos.

quebradas badlands cerros galera cerro sargento castellon alto
ruta primeros pobladores Europa

Debido al importantísimo patrimonio cultural que tiene Galera, la localidad está incluida en la Gran Senda de los Primeros Pobladores, un “trek” turístico de más de 4,000 metros de desnivel cuyo recorrido atraviesa las zonas más destacadas del Altiplano de Granada, con parques naturales, sierras, ríos y reservas importantes de agua de la zona.

sendero GR

Transcurre por Galera asimismo el sendero de Gran Recorrido GR7 E-4 (Sendero Andaluz), un sendero perteneciente la Red Europea de Caminos con aproximadamente 1.250 km de longitud total y 55 etapas, entre las que se encuentra la galerina. Se inicia esta ruta en Tarifa (Cádiz) y finaliza en Puebla de Don Fadrique (Granada), pasando por el fascinante entorno natural de la Sierra de La Sagra (a 30 km de Galera).

quebradas galera badlands geo-argue
Vista de las Quebradas y al fondo el municipio de Castilléjar

La geografía de Galera ofrece la oportunidad de disfrutar del turismo ornitológico con el avistamiento de aves, sin olvidar otra variada fauna con la que cuenta: gorriones, buitres negros y leonados, búhos, lavanderas blancas, verderones, cuervos, grajos, halcones, perdices, jabalíes, zorros, cabras silvestres, liebres...

 

No se debe dejar escapar la posibilidad de gozar del aire fresco de octubre en la tradicional búsqueda de setas silvestres, así como tampoco de hacer turismo astronómico y contemplar el vasto cielo nocturno bajo un manto de estrellas brillantes de que gozamos.

 

Sin duda Galera ofrece un magnífico emplazamiento  natural para disfrutar al máximo del ecoturismo en un entorno realmente singular.

Constitución geológica del término municipal de Galera

Si nos fuese posible retrotraer ante nuestros ojos el paisaje que presentaba el altiplano Baza-Huéscar hace sólo unos dos millones de años, probablemente no lo identificásemos fácilmente a no ser por las referencias que para nosotros supondrían La Sagra, la Sierra de María o Jabalcón, por ejemplo.

 

Ante nosotros se extendería una llanura salpicada de charcas, lagunas, humedales y marismas de aguas dulces y salobres, festoneada por una vegetación similar a la de la actual sabana africana. Por las riberas y extensiones no inundadas pulularía una fauna absolutamente extraña para nuestra mirada, compuesta de herbívoros de todos los tamaños (elefante, rinoceronte, oso, buey almizclero, ciervo, búfalo de agua, cabra, etc.) y de sus correspondientes depredadores (tigre de dientes de sable, lobo, hiena gigante, etc.).

 

Esta realidad ecológica -perfectamente constatada por las distintas excavaciones paleontológicas llevadas a cabo en el área, principalmente en la región de Venta Micena (Orce)- había tenido lugar tras un larguísimo proceso orogénico que pasamos a explicar a continuación.

 

Durante varios cientos de millones de años, la placa paleozoica que soporta lo que hoy conocemos con el nombre de Macizo Ibérico, había permanecido más o menos alterada gracias a la relativa tranquilidad de la era Mesozoica o Secundaria. Sin embargo, los cada vez más frecuentes movimientos telúricos inciden en la extensísima mole y hacen que su borde meridional, en lo que actualmente es la frontera entre la Meseta Sur y Andalucía, se vaya hundiendo progresivamente entre los materiales paleozoicos subyacentes (calizas, margas y margocalizas principalmente).

 

Estamos ante el conocido movimiento alpino, que tiene lugar hace aproximadamente 125 millones de años y que da principio a otra Era, de características totalmente opuestas a la anterior, debido a los formidables movimientos que sufre la corteza terrestre, originando las montañas más altas de la actual orografía terrestre: la Era Terciaria. Ello da lugar a la Depresión Bética, que en ese momento alcanza una gran profundidad con respecto a las tierras colindantes, y se convierte en un profundo mar que cubre este gran sinclinal.

 

Los elementos que constantemente están modificando la orografía (seísmos y fenómenos erosivos de todo tipo principalmente) van colmatando progresivamente esta depresión con el aporte de otros materiales procedentes de las formaciones contiguas. Los fondos marinos se van rellenando, por consiguiente, de conglomerados, limolitas, margas, arcillas y calizas. Las capas se van depositando gradual y paralelamente dentro de uno de los períodos más destacados de la Era Terciaria: el Mioceno, que finalizó hace unos 20 millones de años. Durante este tiempo, el mar a que hemos hecho referencia se ha ido rellenando y ahora presenta -obviamente- un fondo menos profundo que va a dar origen casi directamente a los suelos que en la actualidad componen nuestro horizonte paisajístico.

 

Fuente: cristoexpiraciongalera.com

geoparque granada

Video de la candidatura oficial del GEOPARQUE DE GRANADA

1 Válido para envíos a España. Para leer las condiciones de envío a otros países y más detalles sobre el envío, consulta este enlace: Condiciones de pago y envío
2 En Promoción
3 excl.impuestos